Desde mi ventana: El Sonido del Silencio...

¿Cómo se retoma el hilo de toda una vida? ¿Cómo seguir adelante cuando en tú corazón empiezas a entender que no hay regreso posible, que hay cosas que el tiempo no puede enmendar? - Frodo Baggins, Lord of the Rings.

Sombras y Arena. Seis meses en el desierto. Boca seca y manos agrietadas. Sin piedad el sol ha besado los labios y quemado la garganta. Se siente el hedor de la muerte en el ambiente. Es el amargo sabor vivir en el exilio. Desterrado. El terrible sonido del silencio. Contemplar con nostalgia en medio de la oscuridad el destello que brinda la ciudad a lo lejos. Cuando el alma se convierte en un laberinto de árboles retorcidos. Noche tras noche, quemas tus sueños en el fuego. Observas las heridas. Esa enorme cicatriz en el pecho. Contra todo pronóstico finalmente ha sanado. Los huesos rotos han empezado a cerrar. La mano ha recuperado su movilidad. Luchaste. Caíste. Y perdiste. Sin embargo "La Bestia" cometió un error. Nunca debió haberte dado por muerto...

La caída. Nadie esta preparado para caer en la vida. Pero tarde o temprano las manos de la desilusión tocan a la puerta. Un golpe a secas que te deja anonadado. No sabes como reaccionar, que pensar, incluso que sentir. Despidos inesperados después de años de esfuerzo y trabajo. Relaciones que terminan cuando mejor creías que las cosas marchaban. Enfermedades repentinas que aparecen y consumen cada centímetro de tú alma. Proyectos que se hunden como un barco justo antes de llegar a la orilla. Puedes ponerle el nombre que quieras. La situación es la misma. Son tus sueños los que se queman y sientes que no puedes hacer nada para evitarlo. Todo el mundo te habla de mil formas de como llegar a la cima, pero nadie te explica que hacer cuando llegan las irreparables caídas. No hay manuales ni libros sobre el tema. Sin embargo, cuando caes descubres una verdad irremediable: Estás solo, y solo debes levantarte.

I'm not a hero. Lejos de aquellos a los que amas, no puedes siquiera soportar el rostro que miras en el espejo. Forastero en medio de un valle lleno de huesos secos. A pesar de ello, la caída te mostró una verdad infalible: No eres un héroe. Fallaste, como el más simple de lo mortales. Sin embargo el peso de la caída finalmente ha liberado tu alma. Ya no tienes nada que perder. Entonces lo entiendes. Un héroe solo es un hombre perdido en su loco afán de satisfacción personal. Pueden acabar con él o matarle. Pero si logras recuperarte de la derrota, si logras enfrentarte a tus demonios internos, si consigues ser algo más que un héroe, entregarte a un ideal y evitar que puedan detenerte, entonces te conviertes en algo muy diferente. Te conviertes en un guerrero. En una leyenda. Tú mano se posa sobre la espada. Es tiempo de regresar y volver a luchar. Terminar lo que empezaste...

Un solo camino. Es la razón por la que un naufrago se aferra a una tabla en alta mar. La misma motivación que hace que un campesino en medio de la sequía siga trabajando a la espera de una gota de agua. Es la conciencia de que uno puede rendirse si así lo desea. El conocimiento de que hay una salida fácil, pero se puede tomar el camino más alto. La ruta más difícil. De que no hay otra salida que luchar y pelear por lo que se quiere. Sin derecho a retroceder o quebrarse. Un hombre a quien el mar le corta el paso ha de sacrificar su escape arriesgándose en el acantilado. Pero para eso, debe combinar su fuerte deseo de vivir con la despreocupación por un fatídico deceso. Ese es el verdadero valor. Anhelar la vida como el agua, y estar dispuesto a tomar la muerte como el vino. No hay otra opción. Es luchar, o morir.

Enfrentar el destino. La ardiente brisa golpea con violencia cada centímetro de tu rostro. Señales de tormentas acechan tu espalda. Un rumor corre por las calles de la ciudad. Ha regresado. En el pueblo no pueden creerlo. Tú tampoco. Has regresado. Es tu destino. Es una locura, va a matarte. Lo sabes. Pero tienes que hacerlo. No hay vuelta atrás. No puedes seguir viviendo más entre las sombras. Lo tienes claro. No importa cuan lejos estés, no hay manera de empezar de nuevo con ese peso en tu espalda. Es hora de recuperar lo que te pertenece. Y la batalla que tú y la bestia empezaron seis meses atrás tendrá su final. Tocas a la puerta. Ni todas fuerzas del infierno juntas podrán ahora detenerte. Tus manos están listas. La bestia finalmente sale. Vas a matarla con tus propias manos, o morirás en el intento. La hora ha llegado...

-Hey tú, aún queda uno al que no has matado...

Ninguna guerra se puede evitar,
solo posponer para dar ventaja a tu enemigo.

Redención. El mérito de triunfar en la vida no pertenece a las personas que que nunca han conocido y enfrentado el amargo sabor de la derrota. El reconocimiento pertenece a aquellos que hayan sentido el ardor de las lágrimas mezclarse con su sangre, ante dolor y la desazón de saber que han caído. Aquellos que con los rostros manchados de barro, perseveran con valentía, un golpe tras otro, con la convicción de que no hay ninguna esfuerzo sin tropiezo, y gloria que conlleven una serie de errores y defectos. De que la vida esta llena de riesgos. Que si nunca has caído, no has tenido la oportunidad de aprender de los errores y conocer el verdadero condimento que da sabor a la vida: salir adelante a pesar de las adversidades.

Punto y aparte. El tiempo pasa y lo hace rápidamente. Este fin de semana, finalmente lograron desbloquear mi cuenta de Blogger que había sido víctima de un hackeo. Ha sido difícil permanecer tanto tiempo en silencio. Muchas cosas han pasado en estos seis meses. Cosas difíciles como la muerte de un amigo de la infancia en un accidente de tránsito, ver sueños quemarse en el fuego, o una serie de golpes que como todo en la vida, nunca vienen solos y arremeten uno tras otro. Sin embargo no todo son sombras y arena, grandes cosas han deslumbrado mi horizonte: concluir la especialización de proyectos, ser ascendido dos veces en mi trabajo y tener la oportunidad de empezar como editor de una revista en USA el próximo año, entre otras que han llegado, me recuerdan que esta vida esta llena de matices que no podemos dejar de apreciar.

Tengo que ser honesto en que realmente he extrañado este lugar. Es imposible no hacerlo. Gran parte de mi vida se encuentra escrita en la páginas de este blog y realmente temí perderlo del todo, pero sobre todo, perder la amistad que como blogueros la vida nos ha regalado. Agradezco a todos los que me han escrito a mi correo preguntando si estoy bien. Prometo ponerme al día con sus sitios. Porque aunque el tiempo pase, y la gente cambie, la esencia sigue intacta. No lo dejo de creer: El mundo es un buen lugar por el que vale la pena luchar. Y sin con alguna palabra podemos llevar un mensaje de esperanza y aliento a quien lo este necesitando. Nuestra vida no habrá sido en vano. Gracias por permanecer a nuestro lado. Un enorme abrazo, feliz inicio de semana!

12 comentarios:

  1. Pablito como siempre excelente tu post!!! te demoraste en escribirlo...
    espero todo este bien!!1
    Un abrazo inmenso a la distancia

    ResponderEliminar
  2. Mi querida amiga! Ha sido complicado esto del bloqueo, pero finalmente después de seis meses estamos de vuelta. Me alegra verte de nuevo, y que te haya gustado este post de regreso. Un enorme abrazo a la distancia. Nos seguimos leyendo!

    ResponderEliminar
  3. Me alegro de tu vuelta, se te echaba de menos! Siento todo lo malo q te ha pasado en estos seis meses, espero q ya estés mejor, y enhorabuena por todo lo bueno.
    Sólo quien ha saboreado la derrota y ha tragado arena por estar hundido en el suelo, sabe que hay que agarrarse al suelo para coger fuerza y tomar impulso y levantarse.
    Besoss

    ResponderEliminar
  4. Tambien has tenido tus logros, de los cuales me alegro. La vida es una continua lucha, un ir y venir, pero siempre manteniendo las ganas de seguir hacia adelante. Mucha suerte siempre. Gracias por recordar mi lugar en el que siempre serás bienvenido. Un fuerte abrazo!

    ResponderEliminar
  5. Una cosa por la otra, quizás lo del hackeo de tu blog permitió que estuvieras más concentrado en la vida real y por lo que cuentas no te ha ido mal, te felicito.

    Por lo demás la vida sigue y nosotros con ella.

    Que bueno que estás bien y de regreso.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Vane: Yo también realmente los extrañe en gran manera. Se siente super bien estar de vuelta, y me alegra saber que aún están acá conmigo, mis fieles amigos. La verdadera victoria es aquella que se consigue a base de pequeñas derrotas, y el proceso de levantarse para seguir luchando. Un abrazo querida amiga!

    Delfinenlibertad: Así es amiga, en la vida no podemos detenernos, pase lo que pase debemos seguir luchando con todo, hasta el final por lo que nuestro corazón ansia. Siempre será un placer leerte, y agradezco también el no haberte olvidado de mi en estos meses. Un enorme abrazo!

    Malquerida: Que sabias tus palabras mi querida amiga. Cada momento de nuestra existencia tiene sus cosas duras y llevaderas, hay que prepararse para cada una de ellas. Me alegra mucho leerte después de tanto tiempo. Un abrazo!

    Xavi: Gracias amigo, espero verte de nuevo por acá. Feliz semana!

    ResponderEliminar
  7. la vida es una ruleta de multiples opciones, cada una estas tiene distintas aristas que nos pueden llevar al fracaso al exito, pero la vida es así, no queda más que luchar y para no perder jamás el hilo de la vida, el hilo que nos conecta con lo que somos. me gustó tu blog, me quedó, un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Amigo.
    Volví.
    A veces parece que el tiempo pasa y no nos deja respirar, a veces quiero darme toda una tarde, todo un día par responder a mis amigas y amigos, para leer sus post, para comentar. A veces eso no se puede pero siempre lo intento.
    Un gusto leerte, un gusto saberme aquí una vez más.
    Te dejo un abrazo y la promesa de que siempre que pueda pasaré a leerte y saludarte.
    Un abrazo, cuidate mucho.

    ResponderEliminar
  9. Tu siempre has sido un luchador, que alimenta nuestro ser con lo que escribe. Un gran abrazo y un placer tenerte nuevamente con nosotros.

    ResponderEliminar
  10. Renato: Gracias amigo, bienvenido a este humilde espacio. Me alegra tenerte por acá y será un honor contar con tu visita. Y como bien señalas, no se puede perder ese hilo que nos conecta a todos. Hay que seguir luchando. Hasta el final. Un abrazo!

    Naty: El tiempo sin duda nos ahoga, uno de verdad desearía volver a esos viejos tiempos en que era más fácil escribir, visitar y comentar, pero acá estamos, gracias por siempre sacar el ratito para pasar. El tiempo pasa, pero nuestra amistad perdura. Un abrazo mi querida amiga!

    Eva: El honor es mío señorita. Un gusto tenerte de vuelta. Realmente me alegra es hermoso poder regresar con ustedes. Un abrazo!

    Los quiero!

    ResponderEliminar
  11. Como siempre Pablo, sorprendente la forma poética en que terminas lanzando retos a nuestra alma. la profundidad de tus palabras siempre me cautiva. gracias

    ResponderEliminar

 

Sobre el autor

Mi foto
Escritor costarricense. Director de la Revista Level Up. Autor de la novela "El Hombre de la Rosa Negra" (ULACIT, 2009), y el microrrelato "Un café para celebrar" (Editorial Costa Rica, 2012). Actualmente se encuentra trabajando en su novela "Nueve minutos para la media noche" (2013).

Obras publicadas...



El Hombre de la Rosa Negra. (ULACIT) (2010) -Descargar-
Premio Joven Creación (Editorial de Costa Rica) (2012) - Descargar-

Lo ultimo en Ticoblogger